El secreto: su sabor y preparación

Sergio García
31 de Agosto 2017, 06:00 a.m.
El secreto: su sabor y preparación

Foto: Especial

La popularidad de la cerveza artesanal ha subido como su espuma debido a su cuidadoso proceso de elaboración

Monterrey.-  Los consumidores de cerveza de un tiempo para acá se han dejado ‘‘seducir’’ por las catalogadas como artesanales.

Y es que debido a su detallado proceso de elaboración y a la naturalidad de sus ingredientes, casi todos los que las prueban luego vuelven a consumirlas una y otra vez.

Las principales diferencias entre las cervezas artesanales y las industriales se encuentran en cómo se hacen, en la calidad de los ingredientes y en la fórmula del maestro cervecero.

Las industriales se producen en grandes empresas a partir de una receta básica, estándar y muy estudiada; mientras que las artesanales son probadas y modificadas en muchas ocasiones por su creador, para así encontrar la mezcla adecuada con el gusto y el olor buscados.

De hecho, cada realizador desarrolla su fórmula dando pie a bebidas únicas, lo que las hace más caras que las industriales.

Las cervezas artesanales se hacen de forma manual o con una mínima ayuda de maquinaria, al contrario de las grandes cerveceras industriales, donde el proceso es automático y la participación humana es mínima.

Además las industriales se someten a un proceso de pasteurización, donde pierden propiedades nutritivas de la cerveza, al igual que en su filtrado químico, en el que elimina los residuos pero también destruye levaduras y proteínas de la cerveza, restándole gusto, aroma y propiedades.