Consiente a tu auto

Roberto Ramírez
26 de Mayo 2017, 06:59 a.m.
Consiente a tu auto

Foto: Especial

Cuidar la imagen y el buen funcionamiento del vehículo puede prolongar su vida útil y protege la inversión que representa

Monterrey.- Así como las personas necesitamos dedicarle tiempo a nuestro aspecto y a nuestra salud, el automóvil también es susceptible de ser "apapachado" de vez en cuando, porque no solamente es un medio de transporte, sino una inversión y parte de nuestro patrimonio.

Es cierto que de la vista nace el amor, y en primer lugar elegimos un automó- vil porque nos gusta, a pesar de esto siempre es posible embellecerlo más.

Para ello básicamente existen dos tipos de modificaciones: las meramente estéticas y las que buscan extraerle un mejor desempeño.

Y no necesariamente se trata de transformarnos en "rápidos y furiosos", sino simplemente de darse el gusto de hacerle un upgrade a ese amigo fiel que es nuestro automóvil.

Desde el simple cambio de rines y llantas o de la salida del escape, hasta modificaciones en el software, turbocargadores y supercargadores para aumentar la potencia; existe un mundo de posibilidades dentro del famoso "tunning.

La mayoría de las marcas

automotrices ofrecen líneas originales de accesorios para sus autos, que van de juegos de tapetes hasta rines deportivos y elementos aerodinámicos como faldones o alerones que acentúan la presencia del vehículo (mas no precisamente su desempeño). 

La ventaja de recurrir a una agencia

de la marca de nuestro auto es que no se afecta la garantía del mismo, en caso de que uno cuente con ella. O bien, las agencias suelen garantizar los trabajos que hacen. Igualmente existe el "aftermarket", es decir, marcas, talleres o autoboutiques externos que cuentan con un catálogo de productos ornamentales o mecánicos.

Al recurrir a proveedores

ajenos a los fabricantes de autos es recomendable que sea exclusivamente en lugares bien establecidos y que dispongan de marcas de prestigio, ya que al modificar un automóvil puede verse comprometido no solamente su funcionamiento, sino también su seguridad. 

También puede ocurrir que la idea sea no hacerle ningún tipo de modificaciones a nuestro auto, mantenerlo original, pero impecable. 

Para ello existen productos y tratamientos que ayudan a mantenerlo en forma, es decir, puedes regalarle a tu auto una sesión de auto spa, y lo mejor es que si lo deseas se la puedes dar tú mismo, todo es cuestión de dedicarle el tiempo.

No todo es lavarlo con agua y jabón y ponerle armor all en las llantas. Hay una gran variedad de productos para el cuidado de "la piel" del automóvil, como ceras en spray, removedores de marcas de agua, descontaminadores de pintura, shampoos, eliminadores de rayones y abrillantadores.  

De manera que retardar el envejecimiento del auto está en nuestras manos. Y tú, ¿ya consentiste a tu auto?